El Comité Interinstitucional de El Calafate, creado para la emergencia sanitaria por la pandemia COVID-19, anunció en horas de esta tarde el profundo trabajo y las medidas adoptadas para la «nueva normalidad» de la Villa Turística.

Las novedades se dieron a conocer en las redes sociales del jefe comunal.

«En base a lo dispuesto por el Decreto Provincial N°574/2020 y los resultados sanitarios que obtuvimos hasta el momento, tomamos importantes decisiones que regirán a partir del martes 26 de mayo» reza el escrito en primer termino.

¿Cuales son las medidas?

  • Se habilita el ingreso y egreso a la ciudad desde y hacia las distintas localidades de la provincia de Santa Cruz, sin cuarentena de 14 días, pero siempre respetando estrictamente las normas de bioseguridad, protocolos sanitarios vigentes y permiso de circulación provincial (circulacion.santacruz.gob.ar).
  • Toda la actividad comercial ya habilitada podrá regresar a sus horarios habituales, siempre atendiendo al estricto cumplimiento de la normativa sanitaria vigente y los protocolos de bioseguridad correspondientes a cada rubro.
  • Se habilita la atención al público en confiterías y restaurantes. Los comercios habilitados a tal fin deberán retirar en la Municipalidad de El Calafate los protocolos de bioseguridad a partir del domingo y durante el lunes, de 14 a 18 hs.
  • Se habilita la actividad deportiva y recreativa individual al aire libre como el running, ciclismo, montañismo, motociclismo, kayak, pesca, pedestrismo, senderismo, etc. -sin conglomeración de personas-. Asimismo, se permite la circulación libre en el ámbito de la ciudad, con especial atención a las medidas de bioseguridad y distanciamiento social.
  • Se solicitó al COE Provincial la posibilidad de reanudar reuniones familiares, la apertura del Parque Nacional Los Glaciares, de los servicios de alojamiento, guarderías y jardines maternales, clases particulares, institutos de enseñanza de lengua extranjera y otros, centros de estética, podólogos, actividades deportivas en ámbitos cerrados y las aún pendientes de reactivación.

Finalmente el comunicado concluye: «Gracias a los trabajadores de la salud, a las fuerzas de seguridad, a los trabajadores municipales, organizaciones intermedias, y a cada uno de los vecinos que hicieron posible que la comunidad saliera adelante. Juntos Somos Fuertes».