Así le manifestó al Tribunal Oral, Héctor González, quien está acusado por el homicidio de Héctor Daniel Mora, hecho ocurrido en enero de 2017 en El Calafate. Por pedido de la Fiscalía se solicitó hacer un juicio abreviado, pero esto fue denegado y el debate oral continuó su curso. Tras un cuarto intermedio, se realizaron videollamadas con los testigos.

En la mañana de ayer se reunió el Tribunal Oral de la Cámara en lo Criminal de la Primera Circunscripción de Río Gallegos, el cual está integrado por su vocal titular Dr. Joaquín Cabral, el vocal subrogante Dr. Carlos Arenilla y como presidente del mismo Dr. Jorge Yance. Fueron partes del debate, el fiscal de Cámara Dr. Iván Saldivia, por la querella el Dr. Miguel Fernando Soto y por parte del imputado Héctor Manuel González, de 33 años, patrocinado por el Defensor Oficial de Cámara, Dr. Santiago Lozada.

Posteriormente el Presidente del Tribunal le solicitó a la Secretaria que manifestara si había elementos secuestrados para exhibir y contestó que sí los había y posteriormente fue consultada si habían comparecido todos los testigos, a lo que respondió que no, dos de ellos se encuentran en El Calafate, ya que se habrían confundido y se presentaron en el Juzgado de la villa turística.

Ante la ausencia de los testigos y quienes fueron solicitados por la querella se planteó la posibilidad de hacer videoconferencia con los mismos.

El debate continuó con la identificación del imputado, quien le brindó al Tribunal todos los datos que le solicitaron.

Luego se dio lectura al requerimiento de   elevación a juicio, en el cual se dieron a conocer los hechos que se le atribuyen a González.

Testimonio del imputado

Una vez finalizada la lectura de la elevación a juicio, el Presidente solicitó que le leyeran los derechos a González y luego le preguntó si brindaría declaración testimonial a lo que respondió que sí.

El imputado pasó al frente del Tribunal, donde el Presidente le explicó algunas cuestiones sobre el testimonio. 

González comenzó su relato diciendo que estuvo en el boliche “La Viola”, cuando salió a fumar se le acercó Mora, (la víctima) y le habría pedido dinero, pero González le dijo que no tenía y Mora le sacó el celular, a lo que González lo recupera y de repente salen cuatro personas más y comienzan a seguirlo por una cuadra.

“Al mes de eso me voy a otro boliche y cuando salí iba en la moto por una avenida y él sale y me patea la moto, me siguieron y me fui a la casa de la suegra de mi hermano, yo golpeaba asustado porque quería entrar. Me abre el dueño de casa, me hace entrar y en eso vuelve Mora”, comentó y siguió contando: “Me voy al baño, cuando vuelvo Antonio se levanta y se va y nos deja solos. Mora me dice ¿qué vas a hacer? Y le contesto que nada amigo, y me dice no soy tu amigo. En ese momento me quiso pegar y lo agarré de las dos manos, en una tenía un fierro, así que le pego con una silla y nos caímos, y empezó a ahorcar, saqué el cuchillo de mi cintura y le pegué en la panza, me quedé tirado y no sé cómo llegué a mi casa, eso fue todo lo que pasó”, aseguró González.

En esos momentos el Presidente le preguntó desde cuándo conocía a Mora, a lo que el imputado le responde que nunca lo conoció y que no había compartido nada con él.  

Posteriormente le hicieron el Fiscal y la Querella y la Defensa, preguntas que fueron respondidas por González.

Por último, el Dr. Cabral le preguntó si escuchó el requerimiento de elevación a juicio, según el cual Mora recibió 11 heridas, a lo que González contestó que no recuerda cuántas fueron, no recuerdo cómo llegué a mi casa. “No recuerdo haberle dado tantas puñaladas”, dijo el imputado.

Luego le preguntaron si sabía lo que le había sucedido a Mora y respondió que lo supo a la noche en la Comisaría. “Estaba en la cama cuando llegó mi hermana y ya estaba la policía, que me llevaron a la Comisaría, y a la noche me dicen por qué estaba detenido”, manifestó y respondió al ser consultado por el Dr. Cabral, si la policía le había dicho por qué se lo llevaban preso, éste contestó que no, llegó a la Comisaría y se durmió, cuando se despertó le dijeron el motivo.

Negación de juicio abreviado

Una vez que el Dr. Cabral terminó de preguntar, el Fiscal solicitó la palabra, y aseguró que el testimonio del imputado da cuenta que se hizo cargo de hecho. El Presidente del Tribunal le dio la palabra al representante de la Querella, quien se negó al pedido, mientras que el defensor adhirió al pedido del Fiscal.

Ante esta situación, el Tribunal pasó a un cuarto intermedio de 20 minutos. Al regresar el Presidente les manifiesta a las partes, que negaban el pedido de juicio abreviado por unanimidad y se pasó a un nuevo cuarto intermedio para las 15:30, dando tiempo al personal de la Cámara para que localizaran a los testigos y realizar videollamadas.

Ya en la tarde y luego el cuarto intermedio, el Tribunal se volvió a reunir, y allí la Secretaria les manifestó que no se podían hacer las videos conferencias, ya que en El Calafate la señal de internet no era buena, además otros dos testigos se encuentran trabajando. En estos momentos el Fiscal solicitó la palabra y pidió que el testimonio de la bioquímica de la causa, sea incorporado por lectura, a lo que las demás partes accedieron, por lo que se escuchó al único testigo presente en la sala, el Dr. Mendicoa, quien respondió las preguntas de las partes y posteriormente se pasó a un cuarto intermedio, hasta el próximo miércoles 5 a las 09:00.

El hecho

El crimen se registró en la mañana del 29 de enero del 2017, en el interior de una vivienda ubicada en la calle Lago del Desierto de la ciudad turística. González y Mora compartían bebidas con el dueño de la vivienda. En un momento, el propietario se fue a dormir.

Al rato, Mora y González se trenzaron en una pelea por motivos desconocidos y González lo apuñaló ferozmente para luego huir. El dueño de la morada despertó momentos después y vio a Mora morir desangrado.

Del caso tomó intervención la policía local y horas después, González fue ubicado en su casa de Lago Argentino al 2000. Con el mismo cuchillo, intentó amedrentar a los agentes, pero fue reducido momentos después.